La crisis sanitaria ha disparado las consultas a videntes, por René Philippe

/COMUNICAE/

Durante este año de pandemia mundial han sido muchas las personas que han experimentado un cambio brusco en sus vidas. Ante unas expectativas de futuro nada halagüeñas, muchas de ellas han optado por buscar las respuestas que las instituciones no les ofrecen en los servicios de videncia, astrología y tarot

René Philippe Vilmont ‘El Divino’, reputado vidente de gran fama internacional, cuenta como en épocas difíciles es notable el incremento de las consultas recibidas en los diferentes servicios que él mismo y otros compañeros y compañeras de profesión, ofrecen. Esto es debido a que la incertidumbre ante el futuro es algo que pesa especialmente en periodos en los que parece que no es posible ver ningún tipo de luz al final del túnel. Los servicios de videncia profesional se encargan, entre otras cosas, de aportar esa luz tan necesaria para mantener la esperanza.

 

Si en épocas normales lo más consultado suele ser el tarot del amor, en momentos como el que vive la humanidad ahora mismo, la mayor parte de consultas que se reciben tienen que ver con la salud y con el trabajo. Curiosamente, muchas de las preguntas recibidas muestran más preocupación por la salud de los seres queridos que por la de uno mismo, por lo que se demuestra que la familia sigue siendo uno de los pilares a los que se aferra la gente en época de crisis.

 

En lo referente al trabajo, es habitual tratar de recurrir a la magia blanca ya sea para mantener el que se tiene o para lograr encontrar uno. Desde que el hombre es hombre se ha recurrido a diferentes tipos de rituales que le ayudan a conectarse a un ‘poder superior’, especialmente en momentos de inestabilidad. Esto aporta mayor fuerza, estabilidad y calma para conseguir los objetivos, reduciendo la ansiedad.

 

La posibilidad de realizar las consultas vía telefónica o por internet ha hecho que muchas personas tímidas o reacias a acudir a una consulta cara a cara, se atrevan a hacerlo de este modo, amparadas en el anonimato. Según René Philippe, el ser humano siempre buscará respuestas, y es importante que un vidente sea capaz de acompañarlo en esa búsqueda, aportando todo aquello que sabe desde la ética, la empatía y el respeto.

 

Fuente Comunicae

Powered by WPeMatico